Cifras sobre las “víctimas de la Guerra Civil española”,1

De las tres partes del libro “Víctimas de la Guerra Civil”, la primera se titula “Rebelión y Revolución”, está escrita por Julián Casanova. Consta de cuatro capítulos. Yo me referiré aquí sólo al primero: Verano sangriento, es decir los primeros meses. Copiaré algunos extractos para indicar el modo de proceder de unos y otros con algún párrafo en que se citan cifras significativas, más como ejemplo que como datos definitivos.

Sobre el título “Las armas de los sublevados”, referido a los golpistas …el autor narra:

“El desarrollo de los acontecimientos fue muy similar en todas las ciudades donde la sublevación triunfó. Los militares salieron de sus cuarteles, se echaron a las calles y proclamaron el estado de guerra por el que se prohibían las reuniones, las huelgas y la posesión de armas. Piquetes de soldados con sus ametralladoras instalads ente los principales edificios públicos mostraban que aqeullo iba en serio. Los gobernadores civiles fueron sustituidos por militares… (…). Comenzaron así los encarcelamientos en masa, la represión selectiva para eliminar las resistencias, las torturas sistemáticas y el terorror “caliente”, esae que dejaba a los ciudadanos allí donde caían abatidos, en las cunetas… Alcaldes, gobernadores civiles, concejales, dirigentes sindicales y de las organizaciones del Frente Popular fueron los primeros en suftrir el terror de los “paseos”.

Ese terror “caliente” no necesitaba de procedimientos ni garantías previas. Tres cuartas partes de los 1.830 asesinados en Cáceres fueron “paseados” casi en los primeros meses, mientras que sólo 32 de las 2.578 víctimas de la represión en la ciudad de Zaragoza durante 1936  pasron por consejos de guerra, ocho de los cuales eran miembros del ejército fusilados enm los mismos cuarteles.

Y con este otro título “El pueblo en armas”, narra los desmanes y por tanto las “víctimas” perpetradas por los “revolucionarios” republicanos:

“Casi un centener de jefes y oficiales que se adhirieron a la sublevación de Barcelona fueron ejecutados entre septiembre de 1936 y febrero de 1937 (…) Unos días después de Goded, fue el general Joaquín Fanjul quein cayó fusilado en Madrid, una escena que se repitió en Menorca, Almería, Málaga, Albacete Guadalajara y otras ciudades donde la sublevación no pudo triunfar (…) Junto a ellos, la tea purificadora alcanzó en esas primeras semanas a políticos conservadores, propietarios, terratenientes, labradores, burgueses, comerciantes, trabajadores significados en las fábricas por sus ideas moderadas, técnicos y jefes de personal de las diferentes industrias, y católicos, muchos católicos. Y la sangre corrió derramada por los múltiples comités de empresa, barrio y pueblo que se crearon al calor de la revolución; por los milicianos, por los “grupos de investigación y vigilancia” encargados de limpiar la atmósfera de gente “malsana”.

Más del 50 por ciento de los 8.352 asesinados en Cataluña durante la guerra lo fueron hasta el 30 de septiembre de 1936, una cifra que alcanza el 80 por ciento si contamos hasta finales de ese año. Similares porcentajes se repiten, aunque con bastantes menos víctimas, en comarcas orientales de Aragón, Córdoba, Jaén, Málaga o Almería”.

Los demás capítulos de esta parte serían los siguientes:

  • Cap. II. “Limpiar España de elementos ideseables”: la violencia al servicio del orden
  • Cap. III. “Abajo la Iglesia, que caiga el poder”: la violencia desde abajo.
  • Cap. IV. Del terror “caliente” al terror “legal”.

En todos los capítulos trata de los dos bandos, llegando en el último hasta mayo de 1937, cuando tras los sucesos de Barcelona, Largo Caballero accede al gobierno de la República.

Para entender un poco mejor al autor, Juián Casanova, ver esta entrevista en El Periódico de Aragón, en relación con su libro República y Guerra Civil.

 

 

Anuncios

Acerca de jauhaltesevilla

Jubilado, intento cultivar mis aficiones: historia, lectura, fotografía y salir de viaje con mi Furgo cuando puedo. Me interesa el presente, pero quiero especialmente entender el Siglo XX, sobre todo esta Europa nuestra.
Esta entrada fue publicada en Guerra Civil Española, Historia de España, Libros, Lo social, Lo social concreto y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s